Salte la navegación

Daily Archives: agosto 14th, 2009

Espeluznante. Una mujer tuvo que entrar al Hospital Arzobispo Loayza disfrazada de enfermera para salvar a su perro de una vivisección que le iban a practicar en dicho nosocomio. Dicho caso fue atendido en Radio Capital por el psicoanalista Jorge Bruce cuando la señora denunció públicamente el caso por la radio el día de ayer.

La valiente señora, cuyo nombre es Carmen Valverde, se enteró de cómo es que su perro Tomás terminó como en el hospital mediante investigaciones propias que hizo y que una vecina de su barrio le logró alcanzar luego de que su perro, junto a dos canes más, han sido secuestrados por el parque.

Carmen Valverde

Al saber que no podía entrar así nomás como civil se disfrazó de enfermera e ingresó al hospital. Será allí donde la señora encontró a su mascota en medio de un área donde estudiantes de Medicina de la Universidad San Marcos practican la vivisección. Carmen, cuando había encontrado a su perro amarrado y acostado boca arriba, decidió salvarlo. Sin embargo, personal del Hospital Loayza la acusó de haberse robado siete microscopios y por ello la señora fue retenida por la Policía de Breña.

Luego la señora se contactó con Jorge Bruce de Radio Capital, el problema salió a la luz pública y la señora pudo salvar a su perro después de esclarecidos los hechos.

Este problema tiene que ver con el tráfico de animales para fines científicos el cual, sin querer o a sabiendas, los estudiantes de medicina humana, veterinaria y odontología demandan para su aprendizaje. Para ello requieren tener animales (sobretodo mamíferos) y la forma más sencilla es conseguirlo mediante un traficante de animales.

6 Voltios -Lukas

Para que la nota no quede en el miedo les dejaré una canción… porque como Alexis Korfiatis (Vocalista de 6 Voltios) dijo alguna vez: “es mejor un perro que una perra“. Y recuerden que el Punk es Peruano.

Trata sobre la canción que el vocalista de la banda le dedica a su Perro cuyo nombre en vida se llamaba Lukas.

No podemos tolerar esta clase de actos. Debemos de prohibir el tráfico de animales y denunciar esta clase de actos Las universidades no puede impulsar el tráfico de las mascotas y el hospital debe de expulsar a ese mal personal que quiso impedir y escuchar que su perro estaba allí sedado y nauseabundo.

Impulsemos métodos alternos que si existen y dejemos de lastimar a las mascotas y a otros animales indefensos.

Así que ya sabe… si le roban a su can disfrácese de enfermero y vaya a los hospitales que muy probablemente lo puede encontrar allí.